06FEB

ABBOTT FREESTYLE LIBRE: Del estado de la cuestión a cuestionar su estado


Revisión de los últimos meses tras el lanzamiento del #freestylelibre



Volver a hablar del Freestyle Libre, no es fácil.

Durante todo el 2014 he estado siguiendo por la red cualquier novedad, opinión, revisión o acontecimiento relacionado con esta nueva forma de medir la glucemia.

Las expectativas estaban muy altas.

Demasiado.

Y cuando pasa eso, la caída es más dura porque lo haces desde lo más alto.

Y en esas estamos.

 

 

El lanzamiento ya fue “sui generis”…muchos nos apuntamos a una lista de correo, teóricamente para avisarnos de las novedades. Nadie nos avisó y gracias a las redes sociales –una vez más- nos enteramos que la disponibilidad en España se abría un viernes a media mañana.

La presentación oficial se hizo 4 días más tarde

 

La web diseñada al efecto ha dado muchos quebraderos de cabeza a bastantes usuarios. La venta online , tan habitual en nuestros días, se ha vuelto una tortura para algunos usuarios…cargos no debidos, falta de stock, problemas para cargar usuarios ya registrados…problemas que se han ido resolviendo sobre la marcha, pero que en absoluto son habituales en otras plataformas de compras (y menos dependiendo de una multinacional como Abbott).

 

Lo que tampoco se ha solucionado es la opción de suscripción para las compras. Es increíble que a estas alturas, tengas que entrar 1 vez al mes a comprar los 2 únicos sensores que te dejan y te obliguen a pagar –cada vez- los gastos de envío.

Este aspecto no tiene ninguna lógica, ni desde el punto de vista de gestión, ni desde el paciente, ni desde el marketing, ni la facturación, ni la fabricación…Abbott sabrá por qué sigue así.   

 

El servicio postventa es calamitoso…semanas y semanas de silencio ante sensores defectuosos, problemas en los pagos o en los envíos.

 

El cese parcial de comercialización (solamente permiten comprar el producto a aquellos usuarios que compraron sensores antes del 15 noviembre de 2014) basándose en un escaso stock ha dejado perplejos a muchos interesados.

 

A 6 de febrero, 2 meses después del cese de la comercialización para nuevos clientes, nadie de la compañía se atreve a dar una fecha de apertura de la venta.

La estrategia de marketing, también en censurable, en mi opinión. Basar tu estrategia en que “no vas a hacerte más pinchazos en los dedos”, por mucho asterisco y explicación que des en letra pequeña es sugestionar a los posibles compradores a adquirir algo que después no es así. Y creo que el Libre tiene varias utilidades muy buenas para los pacientes que se deberían haber potenciado en la publicidad…claro, que igual no vendían tanto.

 

El asunto del spyware , del que ya hablé en este post, sigue sin resolverse de una manera oficial…aún espero una declaración oficial de la empresa explicando lo que se denuncia. No parecen muy preocupados por su imagen de marca…ni su confiabilidad como empresa.

 

Precisamente la palabra confiabilidad es mi mayor duda respecto a la medición que ofrecen los sensores. Unos se aproximan de manera exacta a los valores en sangre desde el principio y hasta el final de los 14 días…otros sensores empiezan mal y se van aproximando a las medidas en sangre…otros mantienen una diferencia constante (siempre por debajo) y otros simplemente no concuerdan ni con las mediciones en sangre ni con las sensaciones que tienes.

 

Y desde Abbott no te ofrecen explicación del por qué sucede esto…

 

En definitiva, una grandísima idea, un gran trabajo de investigación y desarrollo por parte de Abbott que se ha echado a perder, en parte, por una muy mala política de ventas, una mala estrategia de marketing y una deficiente planificación comercial.

Hablo a nivel global, no solamente de España, donde el margen de decisión ha sido muy escaso.

 

Espero y deseo que evolucionen el producto. Lo van a mejorar seguro: conectividad con teléfonos móviles, compatibilidad con apps del mercado (esto no creo que se haga)…programas específicos para educación (el Libre es ideal para educar a pacientes)…permisos oficiales para pediatría…compatibilidad con bombas de insulina (¿Omnipod?)

 

6 febrero 2015






Certificaciones

Aviso Importante

La información proporcionada en este sitio está dirigida a complementar, no a reemplazar, la relación que existe entre un paciente o visitante y su médico actual. No realizamos diagnósticos médicos en ningún caso.

Esta página ha sido diseñada por: AGL-Serveis