17ABR

Variabilidad glucémica y retina


A propósito de una revisión



La semana pasada fui al oftalmólogo. A mi revisión anual.
De momento es anual y espero que siga siéndolo durante muchos años.

Roberto Gallego, además de ser amigo, es uno de los mejores especialistas en España -también del mundo Cool - de retina y mácula.
Si no fuera porque nos conocemos hace ¿más de 30 años,ya? hubiera deseado que mi vida "pacientil"   se cruzara por su consulta.
La Humanización, tan de moda ahora, ya la practicaba él hace tiempo: llamar al paciente por su nombre de pila, estrechar la mano, escuchar, empatía...
 
En lugar de "pacientil" iba a usar el término "cascao" que empleaba el añorado Vicente Valero. Pero, aún no llego a eso.

El caso es que esta vez me volvió a sorprender enseñándome una prueba diagnóstico (con el consiguiente susto, que el puñetero ni me avisa...jajaja).
Al principio me revisaba la vista de forma tradicional: gotas, dilatar pupila y retinógrafo.
Después pasé al OCT.

Conozco bien lo que son las problemas en la visión.
Mi padre tuvo DMAE muchos años y el impacto en la calidad de vida es grande.
Un diagnóstico lo más prematuro posible es imprescindible y necesario en todas las patologías oculares.




Una OCT es una técnica diagnóstica que permite una amplia visión de la mácula y, por tanto, de la retina, con una exactitud de análisis muy superior a la retinografía "habitual".
Es una especie de ecografía que usa la luz en lugar de el sonido para "dibujar" el relieve ocular.

 

Para el paciente es muy cómoda (en mi caso no necesitó de dilatación de la pupila,aunque en otros casos sí es necesario), no existe preparación previa y se realiza sentado, en esa especie de reclinatorio con soporte de barbilla-frente donde incrustas la cabeza.
Los resultados son inmediatos (todo lo inmediato que sea el procesador que lleve el ordenador y su capacidad para grabar/reproducir imágenes...)

Para el profesional permite una visión amplia y precisa e incluso podemos soñar con hacer telemedicina o teleoftalmología, en un futuro cercano.

 

La OCT cuando se combina con la angiografía (sin necesidad de inyectar colorante intravenoso) permite visionar la circulación de la sangre en la retina (y en la mácula), permitiendo representar campos incipientes de posibles daños (tan importantes y casi previsibles en la diabetes).


Pues bien.
Tengo a Roberto y su equipo que se lo curran mucho conmigo
Tengo la suerte de poder acceder a la mejor tecnología.
¿Y yo? ¿Qué hago?
De algo me tendré que responsabilizar, que soy un paciente activo...

Pues de cuidarme, que es lo que me toca....y siendo 2.0 buscar información.
Mis 2 últimas glicadas estaban sobre el 7 y mi variabilidad glucémica el último trimestre fue muy satisfactoria, rozando valores casi insuperables (gracias al sensor y a mi esfuerzo)

Enchufé el ordenador - me reí de la magufada de reticare- me puse el neopreno y buceé un rato por las revistas y web habituales donde encuentro información.
Y me topé con esto, que se publicará en Mayo en la revista Acta Diabetológica: Neurodegeneración de la retina en pacientes con diabetes mellitus tipo 1:el papel de la variabilidad glucémica.



Las conclusiones son reveladoras: hay daño estructural incipiente en la neuroretina en personas con DM1 y está relacionada con las fluctuaciones de la glucosa.La variabilidad glucémica debe abordarse , incluso en presencia de un buen control metabólico.
 

Algunos estudios más sobre variabilidad glucémica:

- predictor de complicaciones microvasculares

- relación con neuropatía

- relación con variabilidad de glicosilada


Y para que no me acusen de cherrypicking traigo un "cara a cara" entre 2 médicos que defienden o no, la utilidad de la variabilidad glucémica

 


18 abril 2017 

 






Certificaciones

Aviso Importante

La información proporcionada en este sitio está dirigida a complementar, no a reemplazar, la relación que existe entre un paciente o visitante y su médico actual. No realizamos diagnósticos médicos en ningún caso.

Esta página ha sido diseñada por: AGL-Serveis